/ / / /
ccp-urb
Diputados aprueban Día de Memoria y Educación ante Desastres

La normativa establece una jornada de recuerdo y educación en una fecha que coincide con el terremoto y tsunami de Valdivia y propone un minuto de silencio en todo el país y acciones educativas de prevención.

La Cámara de Diputados aprobó este jueves por 106 votos a favor y dos abstenciones, el proyecto que establece el 22 de mayo de cada año como el Día Nacional de la Memoria y Educación sobre Desastres Socio-Naturales.

La iniciativa presentada por la Fundación Proyecta Memoria, patrocinada por el diputado Jorge Brito y respaldada por la Municipalidad de Valdivia busca generar conciencia sobre la importancia de la educación y prevención ante estos desastres, recordar el terremoto ocurrido en el sur de Chile en el año 1960 y rendir un homenaje a todas las víctimas de las tragedias socio-naturales.

“La idea es conjugar la necesaria conmemoración y necesidad de no olvidar nuestra vulnerabilidad a través del recuerdo de las víctimas, generar una acción educativa, Chile tiene una sismicidad y actividad volcánica excepcional y es una de las naciones que se prevé será más afectadas por el Cambio Climático, todo lo cual convierte a esta jornada en una necesidad de primer orden para el país”, dijo Patricio Mora, director ejecutivo de Fundación Proyecta Memoria.

Dia Nacional de la Memoria y Educación ante Desastres from Fundacion Proyecta Memoria on Vimeo.

“Hemos propuesto que el próximo 22 de mayo, el día en el cual se sintió el sismo más grande que se ha registrado en el planeta Tierra, que tuvo como epicentro Valdivia, sea un día de recuerdo, una jornada para conmemorar, pero también para educar, porque los desastres no son naturales, los producimos nosotros, cuando no aprendemos de la naturaleza, cuando nos ubicamos en lugares de riesgo, cuando no sabemos cómo enfrentar un tsunami, un terremoto, un aluvión o un incendio, por eso proponemos este 22 de mayo, para que toda la ciudadanía, los colegios y servicios públicos lleven a cabo simulacros, y en la cotidianeidad llevemos una forma más responsable de convivir y relacionarnos”, dijo por su parte el diputado Jorge Brito.

La moción, cuyo texto de la Comisión de Cultura fue informado ante la Sala por el diputado Brito (RD), pretende generar conciencia sobre la importancia de la educación y prevención ante estos desastres, recordar el terremoto ocurrido en el sur de Chile en el año 1960 y rendir un homenaje a todas las víctimas de las tragedias socio-naturales.

El 22 de mayo de 1960 un terremoto asoló a Valdivia y al sur del país desatando un tsunami que devastó su costa. El cataclismo que alcanzó una magnitud de 9,5 grados Richter es el mayor evento sísmico registrado por instrumentos hasta el momento en el mundo.

“Creemos que es necesario conmemorar este día en memoria de todas las personas que perdieron la vida frente a una catástrofe. Nosotros como valdivianos hemos vivido a lo largo de nuestra historia diferentes desastres, ya que junto con crear este día nacional, sería significativo que sea una instancia para educar a las generaciones más jóvenes. Por ello, apoyaremos totalmente su creación”, sentenció a su turno el alcalde de Valdivia, Omar Sabat.

La normativa propone instaurar el Día Nacional de la Memoria y Educación sobre Desastres Socio-Naturales, el que contempla dos medidas como parte de las estrategias a desarrollar por el Estado en el ámbito de la educación escolar.

La primera de ellas, para incluir actividades relacionadas con la prevención y mitigación de los efectos de los desastres naturales; y la segunda, para que los establecimientos educaciones realicen un minuto de silencio en recuerdo de las víctimas de los desastres naturales en la historia del país, ejemplificado en el momento exacto que se inició el “terremoto de Valdivia”, procurando una reflexión sobre este tópico.

En este contexto, el proyecto agrega que el objeto de recordar y reivindicar este día en particular, tiene relación con rendir un homenaje a las víctimas de los desastres socio-naturales a lo largo de la historia y poder instruir, como primer paso, una educación adecuada para la población, promoviendo por parte del Estado, actividades educativas, científicas, artísticas, de enseñanza y difusión para la prevención y reducción de los efectos de los desastres en el país.

Asimismo, la iniciativa propone que este día, distintas entidades gubernamentales adhieran a una jornada nacional, en la forma que se propondrá.

El proyecto pasará ahora a la sala del Senado en último trámite legislativo.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *