ccp-urb
Proponemos Hospitales de Escombros tras experiencias de terremotos en Chile y México

 

Una guía para la creación de Hospitales de Escombros, es decir espacios de resguardo de escombros para su reutilización tras sismos de gran escala, que recoge la experiencia con terremotos de gran magnitud en Chile y México, se anuncio en Concepción por la Fundación Proyecta Memoria, en el contexto de una nueva conmemoración del terremoto y tsunami del 27 de febrero.

La elaboración del documento de 56 páginas,  reúne 1 año de trabajo y recoge la experiencia de rescate de la memoria en los sismos de Chile de 2010, 2015 y terremotos de México del 2017.

“Toda ciudad que genere escombros, con desastre o sin desastre, tiene la oportunidad de implementar esta infraestructura urbana, que como fundación denominamos “Hospitales de Escombros”, que son espacios fiscales o privados que tiene como objetivo resguardar, clasificar y trabajar este material para ser reutilizado en el futuro tanto en arquitectura como en espacios públicos, los cuales se clasifican en Hospitales Públicos o Familiares” dijo Patricio Mora, director ejecutivo de Fundación Proyecta Memoria al anunciar la iniciativa.

“A un mes del terremoto de México del 2017 fui a conocer y divulgar esta idea en la zona del Istmo en México, en las regiones afectadas por el 27F, para el terremoto de la Región de Coquimbo en el 2015, hasta en Londres, donde ha sido bien acogido por las comunidades por su aspecto práctico, reutilización de material para generar cosas nuevas,  para restauración y en términos de reparación simbólica como memoria…, añadió Mora.

Chile genera más de seis millones de toneladas al año de residuos de la construcción y demolición, de los cuales un 60% son depositados en lugares no autorizados, según el estudio de la Universidad Católica de Chile del año 2017. Este índice sin duda, tras un evento socio natural como un terremoto o tsunami aumenta considerablemente.

A 8 años de la conmemoración del terremoto y tsunami del 2010, evento que generó la mayor cantidad de escombros durante el siglo XXI en Chile, aún nuestro país no posee una política de manejo y reutilización de este material.

“La idea es que estos espacios estén asociados a Escuelas Taller donde se trabajen los oficios como el adobe, ladrillos o maderas y que preste ayuda a la comunidad. Por ejemplo cuando algún vecino no tenga dinero para construir una vivienda o una plaza, pueda ir a buscar  ladrillos o maderas  a este lugar. Es una especie de “Farmacia Popular” pero relacionada con la arquitectura y la ciudad. Estamos en conversaciones con algunos municipios para implantarlos en Chile”, comentó por su parte Hilda Basoalto, presidenta de la fundación.

Tras los terremotos de México del 2017, la Fundación Proyecta Memoria viajó a la zona del Istmo en Oaxaca, con el objetivo de compartir la experiencia de Chile y asesorar a vecinos y autoridades sobre la implementación de esta infraestructura urbana; en el marco de la visita fueron capacitadas más de 300 personas entre vecinos, profesionistas y autoridades locales, tras lo cual surgieron diversos hospitales de escombros familiares en comunidades como Ixtaltepec e Ixtepec.

“En la región del Istmo, Oaxaca, México, después del terremoto del 7 de septiembre una gran cantidad de materiales y escombros fueron depositados en las márgenes de ríos donde se mezcló material que tenía un gran potencial para reutilizarse en el futuro y que solo necesitaba ser limpiado, clasificado y resguardado para su posterior uso en los trabajos de reconstrucción, principalmente de viviendas tradicionales. Es por ello que en colaboración con Proyecta Memoria estamos presentando en Oaxaca, México una guía para ayudar a las personas a crear sus propios hospitales y no desperdiciar estos materiales que además tienen una carga emocional y patrimonial relevante para las personas, pues representan parte de la identidad y memoria colectiva de las comunidades afectadas. A través de esta iniciativa, buscamos generar una cultura de preservación del patrimonio edificado, y de los materiales y sistemas constructivos tradicionales ante eventos naturales como los sismos que suceden con gran frecuencia en el sur de México.” comenta Claudina de Gyves, arquitecta mexicana

Según la experiencia internacional, tras el terremoto de Fruili en Italia o en II Guerra Mundial, surgieron espacios en las ciudades donde se protegió este material, pero no fue una infraestructura permanente.

“Nuestra misión es que los escombros sean parte de la política pública en Chile, que no reaccionemos  tras un terremoto o un aluvión sobre esta materia si no que este planificado y lo más importante que además de ser un elemento que ayudaría al medio ambiente, debemos considerar que los escombros no son basura, son identidad, ya que representan la memoria y el patrimonio de una comunidad” comenta Patricio Mora.

La fundación durante este año seguirá trabajando con ciudades mexicanas en esta materia y la guía de referencia para la gestión de espacios de resguardo de escombros simbólicos.

 

La puedes descargar acá https://issuu.com/proyectamemoria/docs/hospitalesdeescombro_web_1

Consultas: contacto@proyectamemoria.cl

 

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *